relaciones-amorosas-toxicas-la-chiva-de-uraba 3

Relaciones tóxicas

Por: Tomasa Medrano Ramos-docente y lideresa afrodescendiente del Distrito de Turbo

Es muy  común escuchar el término “relaciones tóxicas” para referirse a quienes se tornan insoportables, estresantes, las que no dan cabida a respirar, absorbentes, que tienden a manipular acciones  y pensamientos.

Es necesario reflexionar y con tiempo ir poniendo cada cosa en su lugar, porque solemos aceptar comportamientos que al comienzo parece “gustarnos” y después se convierten en armas de doble filo.

Ejemplo, las llamadas en la mañana, al medio día, en la noche y resulta placentero hablar hasta una hora y más, pero con el tiempo esas llamadas interrumpen nuestro descanso, jornada laboral y otras ocupaciones, entonces la tanta llamadera no resulta tan emocionante y la otra persona empieza a sentirse sin tiempo ni espacio  porque “debe” estar disponible, incluso con el celular en la mano para responder al instante a la “llamada del amor“, pues si se demora, será motivo de una discusión: Qué donde estabas,  por qué no respondiste, y peor dolor si en ese instante se encuentra respondiendo otra llamada.

Lo otro es que si se acostumbra a la pareja hombre o mujer a estar marcando territorio después no se aguanta la presión, no se tiene vida propia. ¿Dónde estás?…en el centro. Mándame una foto. ¿Con quién estás? Con amigas. Envíame una foto…

 ¿Qué haces?

Me estoy bañando, mándame una foto. Jummm… Así se inicia y después se torna pesada la relación hasta el momento de llegar al control total  de las amistades, la manera de vestir, los lugares que se pueden frecuentar, las personas con las que puedes andar.

Cuando es una persona la que trabaja por fuera siente mayor la presión de quien no está laborando porque  tiene todo el tiempo para ser tóxica, y llenarse la cabeza de “cucarachas”, imaginándose cosas, creando películas, inventándose historias y si es bien  versada o experimentada como ella o él  las hace, se las imagina.

Hacen reclamos, averiguaciones, chuzan teléfonos, ponen espías, hacen videos, captures de  fotos o conversaciones, y hasta arman peloteras si encuentran quiénes le den importancia a sus comentarios o “puyas”. Convierten la vida de sus parejas en una locura, no se vive  sino que se sobrevive y llega hasta el punto de no querer saber más nada de esta persona, cuando la ve en vez de alegrarle la vida le daña  el día.

Toda persona tiene derecho a ser feliz y vivir en armonía, dese la oportunidad de compartir sus momentos con alguien que lo quiera, valore, respete, que compartan pero al mismo tiempo tengan su propio espacio y puedan ser ustedes mismos.

Por salud DILE NO A ESAS RELACIONES TÓXICAS…

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

Si llamó tu atención esta nota, también lo hará el paquete Chiva2021...

error: Content is protected !!
Abrir chat